Saltar al contenido

7 Poemas para Niños de Preescolar

Madre y bebe leyendo un libro de poemas

Poemas para niños de preescolar

Leer poemas con los más pequeñitos de la casa es todo un viaje al mundo de la imaginación. ¡Qué divertido puede ser! ¿Qué me dices del poema 5, el de Gloria Fuertes? ¿No te mueres de risa al leerlo?

Estoy seguro de que tu niño de preescolar también se reirá a carcajadas; si ya sabe leer, ¡intenta que lea el poema! Serán unos momentos inolvidables. Leer poemas a niños de preescolar es parte de la mejor educación que podemos ofrecer a nuestros hijos.

No te pierdas los últimos poemas e ilustraciones

Recibe un email cuando publiquemos algo nuevo (una o dos veces al mes). Odiamos el spam tanto como tú.

7 Poemas para niños de preescolar

1. El astronauta, de Emili Teixidor

Cuento en la escuela:
“Uno, dos, tres…”
Pero mi padre
que es astronauta
cuenta al revés:
“Tres, dos, uno…”
¡Vuela el cohete
hacia la luna!

2. La nena astuta, de Lope de Vega

Un lobito muy zorro
junto a un cortijo,
se ha encontrado a una niña
y así le dijo:
—Mi niña,
vente conmigo a mi viña
y te daré uvas y castañas.
Y respondió la niña:
—No, que me engañas.

3. Las cigarras, de Fernando Luján

Cantan las cigarras
en el naranjal.

Frente a tu ventana
hay tres arbolillos;
si no se han dormido
ya se dormirán.

Cantan las cigarras
en el naranjal.

4. Seguidillas, de Lope de Vega

A los verdes prados
baja la niña,
ríense las fuentes,
las aves silban.

A los prados verdes
la niña baja,
las fuentes se ríen,
las aves cantan.

5. Doña Pito Piturra, de Gloria Fuertes

Doña Pito Piturra
tiene unos guantes;
Doña Pito Piturra
muy elegantes.

Doña Pito Piturra
tiene un sombrero;
Doña Pito Piturra
con un plumero.

Doña Pito Piturra
tiene un zapato;
Doña Pito Piturra
le viene ancho.

Doña Pito Piturra
tiene unos guantes;
Doña Pito Piturra
le están muy grandes.

Doña Pito Piturra
tiene unos guantes;
Doña Pito Piturra
lo he dicho antes.

6. Colorín, colorado, de Carlos Luis Sáenz

Colorín, colorado,
miren a este niño
cómo está enojado,
porque la gata vieja
le robó la torreja,
porque el perro ladrón
se comió un turrón
y porque un pajarito
le ha robado un besito…
¡Colorín, colorín colorado,
miren a este niño
cómo está enojado!

7. Al y Del, de Rafael Alberti

En un carrito, tirado
por una mula, al mercado,
San José.

—¡Arre, mula, eh!

En un carrito, sembrado
de verduras, del mercado,
San José.

—¡Vuela, mula, eh!

Dinos qué tal la experiencia

¿Has leído estos poemas con el más pequeño de la casa? Nos encantaría leer qué tal ha sido la experiencia. Déjanos un comentario abajo, y dinos qué poemas le ha gustado más a tu niño o niña.

close

No te pierdas los últimos poemas e ilustraciones (1-2 emails al mes)